Un repaso a la filmografía de Uwe Boll (1 de 2):

Cumplidas las dos semanas de visionado de parte de la filmografía del “tocado” alemán, debo parar a limpiarme los ojos un mínimo, por lo que haremos un “break” (que ya ha empezado con mi personal disfrute de “Super 8”), con lo que sólo videaremos “Postal” esta semana.

¿Lo mejor? Sus actrices, indudablemente...

Una cosa ha quedado clara, y es que no es tan fiero el león como lo pintan. Uwe es malo (y bastante), pero eso no le impide hacer un par de películas de entretenimiento bastante decentes como son BloodRayne: The third Reich o En el nombre del Rey.

Su maestría es joder las películas, eso es cierto. En este aspecto, tenemos dos grupos: las películas con una historia coja por todos lados, como ha sido Seed (cercana al más categórico 0, aún con una realización decente) o las que ha jodido, literalmente, con una pésima realización y un gran sinsentido cinematográfico (Alone in the Dark o “Bloodrayne 2”, la que voy a pasar de comentar).

Otra habilidad de Uwe es la de contar con grandes actores (Michael Paré, Michael Eklund o Ben Kingsley) que, según la profundidad de la história, o cumplen o terminarán estigmatizados de por vida por una historia que hace muy, muy difícil que el personaje sea creíble. Me gustaría, al menos sobre Michael Paré, hacer una entrada futura.

Para seguir el Ziclo, nos quedan sus “mejores años”. Ya he comprobado con Bloodrayne: The Third Reich, que es capaz de hacer cosas decentes, así que me alegro de que aún nos queden cosas como “Rampage” o “Darfur”, aunque Berantino ya me haya advertido sobre “Far Cry” (otro videojuego destrozado…).

Muy bien, Zinemaníacos, seguimos para la semana. ^^

¿Os he dicho que ayer ví “Super 8”? Estoy seguro de que los chavales son “alter egos” de Uwe y sus colegas.