The Guardians (2017) – batiburrillo molón

Vamos con la esperada The Guardians, Zashchitniki en VO, que se ha hecho esperar mucho mucho desde que hablamos de ella por primera vez en el blog, cuando todavía no sabíamos muy bien si era broma o era un proyecto serio… más de 2 años de silencio y zasca! pelicula.

Intro con canción eurovisiva, presentación del villano sin mayor espera que 2 minutos, con una escena que recuerda mucho a Robocop, cuando la máquina se revela contra su creador. El villano, una especie de Electro con cuerpo de Bane.

Casualmente el villano fue el creador de los que rápidamente conoceremos como Los Guardianes, The Guardians, Los escogidos del programa Patriot, o los superhéroes rusos, como queráis…

Entonces el malo se hace con un montón de robots militares chungos y el ejército tiene que tirar de los mutantes creados por el malo para intentar detener al malo. Un barbas haciendo un cosplay de Ra’s al Ghul con poderes telequinéticos, un chino que hace kung fu (toma estereotipo), un híbrido hombre-oso-peluche-Putin y una chica guapa, que han tenido a bien darle poderes de invisibilidad, para que no nos desconcentremos demasiado y nos fijemos bien en los otros 3.

Y para reclutarlos, el ejército envía a una rubia que menea el culo hasta unos extremos dolorosos para el cuerpo humano. Esta rubia será, a partir de ahora, la lideresa del programa SHIELD PATRIOT, y envía al equipo a una misión de reconocimiento, y aquí empezamos a ver un poco el pestiño que nos espera.

Cuando tenemos que hacer un uso extremo del CGI, la cagamos. El hombre-oso y la chica invisible son 100% CGI, y lo peor que le puede pasar al CGI es que se note. Con el barbas y el chino no hay mayor problema porque sus poderes se resumen en lanzar piedritas por un lado y en moverse a cámara lenta por otro. (El maquillaje traje de látex de Bane también deja mucho que desear).

En un inesperado giro de los acontecimientos, el villano atrapa a los buenos, para proponerles un picnic, así como unirse a su cruzada contra el mal, menos al barbas, que lo da por muerto después de romperlo en 2.

Es una reclusión un poco absurda, porque la rubia los rescata en 4 putos minutos, por lo que resulta un giro completamente inútil. Bueno, salvo por el hecho de que Bane revela algunos aspectos de su plan, cómo no.

– No quiero asesinarte, pero no tengo otra opción.
– De acuerdo.

Grandes diálogos.

En fin, que la película pasa sin pena ni gloria por todo su metraje, con mucho cliché de películas de superhéroes, así como ridiculeces de las mismas. Es más, cuando llevas casi 1 hora de película, llegas a cuestionarte el porqué le diste al play, y si hiciste bien… Probablemente no, porque las cualidades interpretativas de todos son bastante limitadas y están a un nivel que solo podríamos equiparar al de Peris Mencheta. Aún así, somos frikis, comiqueros, nos gustan los superhéroes y sabemos sufrir. Seguimos.

A los guardianes les renuevan el vestuario y el armamento y a partir de aquí es un medir de picha constante entre buenos y malos.

Vamos a dejar de hablar de la historia porque el spoiler ya sería algo casi obligatorio, así que no seguiré por ahí.

A nivel técnico la película funciona. Sí, he dicho que CGI puro apesta, pero he visto suficiente SyFy y The Asylum como para saber distinguir entre calidades y calidades de CGI. Fotográficamente la peli es espectacular, e incluso los efectos especiales que no involucran a actores están estupendos.

La dirección tampoco está nada mal, y el guión funciona: Ojo, es una historia muy cliché de superhéroes vs villano, pero era lo esperado, por lo que no sé hasta qué punto podríamos tildar esto como negativo.

Donde The Guardians falla realmente es en lo humano. Los actores son horribles. Todos. Los diálogos que tienen también son de Primero de Guión, aunque aquí haré un inciso indicando que “quizá es por las personas que hicieron la traducción de los subtítulos, y no una interpretación de los mismos”.

Si partimos de esta base, llegaremos a pasárnoslo bastante bien con la película, y si llegamos a prestar un poco de atención, detectaremos algún frikismo que se escapará a la mayoría… A ver cuántos gritos Wilhelm sois capaces de detectar (y alguno soltado por un droide, ojito).

The Guardians es una película sólo recomendable para frikis, y si has llegado a leer hasta aquí, supongo que será recomendable para ti también.

SPOILER 1

La escena de sacrificio/electrocución de la rubia donde parece que va a morir tiene un nivel de tensión 0. Entre que no han hecho que empaticemos nada con los personajes, y que la han rodado sin emoción alguna, realmente nos da igual si se muere. No lo hace, que es lo peor.

SPOILER 2

El final de Bane es muy triste… El equipo le hace un Guardians of The Galaxy y le manda un Kamehameha a Bane y le destroza el chiringuito.