Gemelas y rivales (2011), dos por el precio de una

Dos hermanas gemelas, tan iguales físicamente como diferentes en personalidad, están peleadas desde la muerte accidental de su padre, de la que una culpa a la otra, y la otra se culpa a sí misma. Ésta última lleva una vida familiar y convencional, mientras la otra lleva una vida de excesos cometiendo pequeños delitos. Ambas sufren un accidente mientras van en coche: una queda en coma, mientras la otra…

No es especialmente sorprendente lo que pasa después del accidente ni el desarrollo posterior de la trama, pero tampoco es plan de estropear el visionado de Gemelas y rivales a aquel que se atreva a echarle un vistazo. Simplemente decir que es un producto televisivo ideal para ver después de comer y facilitar el buen tránsito digestivo mientras se descansan los ojos entre cabezada y cabezada.

Charisma Carpenter, famosa por haber interpretado a Cordelia Chase en las series de Buffy y Angel, por algún personaje recurrente en series como Embrujadas o Veronica Mars y, más recientemente, por hacer la versión The Asylum de 50 sombras de Grey, protagoniza por duplicado esta insulsa historia de la que no hay mucho más que decir: suplantación de personalidades, conflictos generacionales, y un par de giros sorpresa forzados y sin el más mínimo interés.

2 comentarios sobre “Gemelas y rivales (2011), dos por el precio de una”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *