“La hora más oscura” (2011)… Llegan los amigos de Chocky

Darkest Hour

TÍTULO ORIGINAL The Darkest Hour
AÑO 2011 NACIONALIDAD Estados Unidos
DIRECTOR Chris Gorak
GUIÓN Jon Spaihts, Leslie Bohem, M.T. Ahern
REPARTO Emile Hirsch, Olivia Thirlby, Max Minghella, Rachael Taylor, Joel Kinnaman, Dato Bakhtadze, Yuriy Kutsenko, Artur Smolyaninov, Pyotr Fyodorov, Nikolay Efremov, Alexandra Breckenridge
SINOPSIS Un grupo de estadounidenses se encuentra en Moscú cuando se produce la invasión alienígena del planeta.

Imagino que la referencia del título del post la pillarán solo cuatro gatos que hayan nacido antes de 1980, y aún asi tengo mis dudas… En fin, tenemos peli de invasión extraterrestre; en este caso en vez de ver lo que pasa en Manhattan, nos vamos a Moscú… a ver cómo las pasan putas unos yanquis que estaban allí de paso.

Continuamos (brevemente) tras el salto…

En La hora más oscura los alienígenas son relativamente originales, apartados (o no) del típico diseño antropomorfico. No voy a entrar en muchos detalles porque es lo más original e interesante de toda la peli y tampoco es cuestión de estropear lo único medio decente que hay. El otro punto positivo es que apenas son 89 minutos de película.

La presentación de los personajes principales se hace cansina por lo tremendamente hostiables que son todos ellos sin excepción. Se agradece cuando empieza la evasión y se produce la primera gran masacre de personal. Después tenemos varios momentos de tensión, intriga y agobio, mientras el polvo se asienta y los protagonistas deciden qué hacer y empiezan a ir de un lado a otro por una ciudad que no conocen, sin saber dónde puede estar la siguiente amenaza. Así llegamos al nudo de la trama, revelación del punto débil de los aliens (una especie de disparador nuclear de protones de alta capacidad XD ), uso de leyes físicas a través de la típica tecnocháchara de “Star Trek” (con términos que suenan muy científicos pero que apenas tienen una base real), y descarrilamiento total de la historia, con situaciones totalmente absurdas, desaparición de la poca coherencia interna que había y final ¿feliz? gracias al sacrificio de los “guerrilleros” rusos.

Es entretenida.